Rafael Nadal ganó un juicio por difamación, había sido acusado de doparse

“No es un tema de dinero, sino de honor” sentenció Rafael Nadal sobre la grave acusación que realizara en su contra Roslyne Bachelot, la ex Ministra de Deportes de Francia. Corría el 9 de marzo del año pasado cuando, en una entrevista radial, deslizó que el español había consumido sustancias prohibidas en el año 2012, lo que luego derivó en una suspensión, que fue disimulada con una baja por lesión.

Inmediatamente Rafa y su equipo tomaron cartas en el asunto y llevaron a juicio a Bachelot, solicitando una indemnización que alcanzaba los 100.000 euros. Nadal manifestó oportunamente, que la cifra no resultaba importante para él, e incluso agregó que todo el dinero que pudiera recibir tras su paso por la justicia iría a parar a obras de caridad.

Lo cierto es que el Tribunal Correccional de París emitió el miércoles una sentencia sobre el caso y fue favorable al tenista. La ex ministra francesa fue encontrada culpable del delito de difamación y deberá abonar 10.000 euros por concepto de daños y perjuicios, otros 2.000 por las costas judiciales y queda pendiente una multa de 500 euros, que se hará efectiva si reincide en sus palabras.

Aunque Nadal ha salvado su honor con este resultado, trascendió que no emitirá una postura pública hasta que tenga en sus manos la sentencia.


Fotografía: Internet. Rafael Nadal le ganó un juicio por difamación a Roslyne Bachelot.