Pablo Cuevas avanzó a la R3 del M1000 de París, enfrentará a Rafael Nadal

Ya sin la presión de haber estado tanto tiempo sin ganar un partido en la modalidad de singles, Pablo Cuevas se anotó este miércoles su segundo triunfo consecutivo en el Masters 1000 de París 2017 (Rolex París Masters), en un encuentro en el que fue de menos a más, para terminar dominando a su rival de turno, el español Albert Ramos-Viñolas (Nº 24).

La actitud del uruguayo en cancha es diferente, comenzó atacando el servicio de su rival desde el primer momento. El quiebre finalmente llegó en el game Nº 11, pero cedió su saque a continuación, lo que estiró la definición hasta el tiebreak, que fue para el ibérico de manera ajustada.

En el segundo tramo, ambos pudieron defender con éxito sus turnos al servicio, por lo que llegaron hasta otro tiebreak para definir al ganador. Por una amplia diferencia, Cuevas se quedó con la manga y pudo forzar el tercer set.

Aprovechando el momento, el uruguayo inició con un quiebre el último set. Aunque Ramos-Viñolas lo quebró inmediatamente, Cuevas retomó la ventaja al hacerse con el tercer game. Más tarde ganó también el séptimo juego y luego, con su servicio, cerró el marcador en 6-7(5), 7-6(1) y 6-2, tras dos horas y 27 minutos.

Un enorme desafío espera por Pablo en la próxima instancia del torneo parisino, deberá enfrentarse con Rafael Nadal, máximo favorito este año. El español viene de eliminar por 7-5 y 6-3 al surcoreano Hyeon Chung, victoria que le permitirá quedarse con el Nº 1 del ranking ATP hasta el final de la temporada.

En uno de las mejores temporadas de Nadal, el uruguayo irá por la hazaña. Derrotarlo no sería algo nuevo para él, se impuso en el Río Open 2016; pero el español lleva la ventaja en el historial por 3-1, incluyendo el cruce más reciente que en el Masters 1000 de Cincinnati en 2016.

El encuentro tendrá lugar este jueves, en horario aún no confirmado por la organización.


Fotografía: archivo. Pablo Cuevas avanzó a la tercera ronda del Masters 1000 de París, donde enfrentará a Rafael Nadal.